27 diciembre 2008

DANDO TUMBOS APRENDO



Dando tumbos aprendo
y me levanto a veces dolorida o sangrando,
que nunca son iguales las caídas
por mucho que los huesos
pierdan la vertical
de igual manera en apariencia.

Hubo un tiempo de flores que marchitaron pronto
y los mantos de plumas
se tornaron dureza
que acepté -¡qué remedio!-
para seguirle el juego a mi destino en blanco,

luego cumplí en justicia la misión de natura
mientras pedaleaba para alcanzar la meta
dispuesta al otro lado
de la montaña agreste que cercaba el paisaje,

el esfuerzo no daba ningún fruto
y al cabo descubrí -rascando las escamas-
una maroma absurda y pretenciosa,
grilletes y collera, celajes y mazmorras,

las garras afianzaban
y el olor a podrido
provocó vomitonas valedoras
volviendo a ser el uno, lo primero.

Las horas forman lazos
sin que nos demos cuenta,
a poco ya es ayer
y del mañana queda un trozo, tan... solo,
en la libreta plana con tu nombre,
que no quieres gastar
en necedades.


L. Arellano

21 comentarios:

MarianGardi dijo...

Luisa, es verdad, caer para volver a levartarnos mas derechas. Ayer lei un articulo que decia que hay quien no aprende nunca, porque son insesibles a los premios o los castigos.
Un abrazo mañanero amiga

MarianGardi dijo...

insensibles quise decir

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola, Luisa...

De que manera, nos dejas ver la realidad de nuestra lucha cotidiana por salir adelante.

Caidas y levantadas, dichas y desventuras, esfuerzos que no dan frutos y el tiempo raudamente llevandose la vida.

Un fuerte Abrazo.

cristal00k dijo...

Y a poco ya es ayer... y del mañana queda un poco tan solo
Hoy dices las verdades del barquero querida Luisa, deberíamos tenerlo más en cuenta. que el tiempo es breve y no perdona.
Mis mejores deseos para el nuevo año.
Un beso.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

La libreta plana con el nombre de uno jamás puede malgastarse en necedades, mi niña, el nombre nos nombra, y eso es demasiado importante como para malgastarlo...

Mil besos, guapa

CaminanteDeNoche dijo...

Nunca son iguales las caídas, aunque según la cantidad de batacazos o su intensidad nos volvemos más frágiles o duras.

Guapa, ya he puesto lo del premio en el blog.

Muchos besos

Luisa Arellano dijo...

Hola MarianGardi, algo de eso habrá, porque lo importante es aprender de los errores y seguir adelante, aunque haya más caídas, que las habrá sin duda alguna.

Un abrazo grandote.

Luisa Arellano dijo...

Lucha, lucha, siempre lucha y siempre adelante, amigo Rafael, aunque caigamos mil veces. Eso es de lo menos ¿verdad?

Un beso muy grande.

Luisa Arellano dijo...

Cuesta llevarlo a cabo, Cristal, pero es cierto que no deberíamos olvidarlo.

¿Qué tal van esas fiestas?

Besotes

Luisa Arellano dijo...

Lo malo es que la mayoría de las veces nos damos cuenta cuando ya llevamos mal gastadas muchas hojas de esa libreta, Marian.

Un beso para mi Princesa!

Luisa Arellano dijo...

Ummmm caminante es cierto que somos jarras de cristal reparadas... pero mira que tras algunas caídas graves yo creo que el pegamento nos da más fuerza aún. Estamos más feas, eso sí jejeje

Un besote, matilde.

Francisco José Segovia Ramos dijo...

Lo que no nos mata nos ha de hacer más fuertes.

Esa es la razón de la vida, salir adelante y luchar.

Un beso, Luisa

marisa dijo...

Eres una poeta magnífica. Te he seguido los pasos desde el blog de Angeles y he encontrado un grupo de mujeres increíbles, llenas de fuerza poética y con mucho que aportar. Mi admiración por tu trabajo te la dejo en este comentario y te enlazo para no perder el camino.Un abrazo

Luisa Arellano dijo...

Paco, cada día me alegro más de haber cruzado nuestros caminos (aunque sean virtuales)Es un verdadero placer compartir y aprender con y de los demás... además de con las caídas jejeje

Un beso de final de año.

Luisa Arellano dijo...

Bienvenida, Marisa, a esta tu casa. No me molesta que me hayas enlazado, es un honor que te hayas fijado en las letras de esta aprendiza que da tumbos esperando poder expresar correctamente todo lo que tiene dentro.

Caminemos juntas que es lo importante y adelante, siempre adelante.

Un beso

Giovanni-Collazos dijo...

Hola Luisa, te saludo y te comento que este poema me ha gustado, hay mucha verdad en él.

Gracias por pasarte por mi blog y por seguirme... en estos días estoy poco por estos lares, intentaré seguirte más seguido.

Abrazos.

Gio.

Rosa dijo...

Luisa... me ha emocionado el poema!
Hay que caer.. claro, pero lo más importante de todo es SABER Y QUERER LEVANTARSE.
Es la vida misma, tu poema.

Un beso muy grande.

Tormenta dijo...

Llevo días leyendo tu blog, y este poema llega muy adentro.

FELIZ AÑO NUEVO

T

Luisa Arellano dijo...

Gio, no te preocupes, entiendo lo de no poder estar siempre que se quiere pues a mí me pasa lo mismo. Ahora dispongo de un poquito más de tiempo, pero llegarán los días en los que no podré ni responder a los que me comentáis.

Todo es cuestión de tener paciencia.

Serás bien recibido cada vez que puedas venir e igualmente pasaré por tu blog cada vez que me sea posible.

Un abrazo y Feliz Año.

Luisa Arellano dijo...

Gracias Rosa, casi todos nos reconoceremos en esas caídas y remontadas... es la vida :)

Feliz año!!

Luisa Arellano dijo...

Me alegra que hayas venido Tormenta, ya te he contado en tu blog que pensé que te había enlazado. ¡un despiste! lo siento y ya está solucionado.

Por aquí nos leeremos.

Un abrazo de bienvenida.