11 marzo 2010

11-M In Memoriam

la inmensidad
tiene horas azules
bajo su manto

18 comentarios:

anabel dijo...

Otro 11M en el corazón, con el recuerdo de aquellas vidas segadas por la sinrazón.
Horas azules de bálsamo sanador que calme el dolor, para las familias y todos aquellos que nos conmovimos el aquel primer 11M, es mi deeo en este día.
Un abrazp-

Jesús Arroyo dijo...

Seis velas, seis años,
seis suspiros para seguir sumando.

Noray dijo...

Siempre en nuestra memoria.


Un abrazo

Luisa Arellano dijo...

Ojalá todos encontremos ese bálsamo, al menos en algunos momentos y ojalá el recuerdo perenne de aquel día aciago nos de luz para corregir errores y no volver a repetirlos.

Gracias por tu compañía, Anabel.

Besos

Abi E. dijo...

Hola Luisa, mas de una lágrima he soltado hoy, ademas me pilla de cerca ya que un primo carnal de mi mujer iba en esos trenes y murió ese fatidico y criminal día.

Se Llamaba José Gallardo Olmo y era de San Feliú de Llobregat. Sus padres aún no han levantado cabeza y no creo que lo hagan ya.

Su trabajo era proteger vidas, ya que era militar y estaba destinado como guardaespaldas y cuando iba a trabajar... no llegó a su destino.

Un beso
el lio de Abi

MarianGardi dijo...

Por las victimas!!
Un fuerte abrazo Luisa

El Drac dijo...

Todos estamos consternados ante este recuerdo de horror. Me aúno a tu sentido homenaje. Un abrazo

Rayuela dijo...

siempre en la memoria



(le has dado a la tristeza la bella forma de un haiku)


mil besos,sin olvido*

ybris dijo...

Lo viví de cerca.
Triste recordarlo pero necesario.
Horas azules, sí.

Besos.

Luisa Arellano dijo...

Para no olvidar, Jesús.

Un abrazo, mi querido amigo.

Luisa Arellano dijo...

Siempre, Noray, siempre.

Besos.

Luisa Arellano dijo...

Mi querido Abi, tantas y tantas historias de los que allí perdieron la vida y de los heridos que algunos arrastran secuelas de por vida.

A mí también me toco poner cara a una de las víctimas. El nieto de una vecina de mi casa del pueblo que estudiaba el último curso para ser piloto de aviación, estaba en en Atocha haciendo transbordo para ir a clase... y allí se acabaron sus sueños y la felicidad de su familia.

Horrible, se mire por donde se mire. No olvidaremos.

Un beso muy grande, Abi.

Luisa Arellano dijo...

Por todas las víctimas de las barbaries, Marian.

Otro beso para ti, reina.

Luisa Arellano dijo...

Gracias por tu adhesión, El Drac.

Un abrazo.

Luisa Arellano dijo...

Rayuela, gracias por compartir, comañera de versos.

Luisa Arellano dijo...

Ybris, si fue triste para los que lo vivimos desde las noticias de los medios informativos, se me pone la piel de gallina al pensar lo que pasaron los que vivieron el desastre en primera persona por cualquier circunstancia.

Mi deseo es que todos encuentren alguna hora azul y que les sirva de respiro al menos.

Me alegra cuando apareces.
Besos.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Y no hace falta decir más.

Un beso
Marian

cristal00k dijo...

Imposible olvidar.