26 octubre 2008

II ENCUENTRO POÉTICO en La Lobera.



La Lobera es un Centro Rural situado a seis Km. sierra arriba, de Arenas de San Pedro (Ávila) en una ladera de cara a Los Galayos. Tiene una casa central con las zona comunes y las habitaciones en cabañas de piedra diseminadas entre abundante vegetación de todo tipo e inmensas moles de granito cubiertas de musgo entre las cuales discurre un arroyo en el que, con acierto, han construido un pequeño y precioso estanque. Los dueños han conseguido integrar todo en la naturaleza con respeto y están logrando un dulce paraíso para el disfrute de los visitantes.

Nada más llegar el viernes y tras los saludos a los compañeros conocidos y a los nuevos, bajamos todos a Arenas de San Pedro. A las ocho estaba previsto un recital en la torre del Castillo de la Triste Condesa. Con nosotros llegó la lluvia y es de agradecer doblemente la asistencia del público y de la Concejala de Cultura que nos acompañaron a pesar del agua y de que en el pueblo estaban en fiestas. Mi amiga, la incansable Pilar Iglesias de Valladolid presentó, su último proyecto, la revista multitemática Alkaid que ha puesto en el mercado y que de poder remontar la crisis que nos azota, se convertirá en una referencia cultural muy importante. Ya lo es, sólo necesita que los lectores la conozcan. Su enorme esfuerzo se merece tener suerte.

A lo largo del recital se fueron incorporando más compañeros y remataron aquella variante de formas dos poetas foráneos, uno de ellos era el dueño de La Lobera que también escribe.

Entre el agua de la lluvia torrencial y una lluvia torrencial de versos llegamos al medio día del sábado. Cuando asomó el sol disfrutamos cada uno a nuestra manera, con paseos por el entorno, durmiendo siesta, charlando animadamente o como hice yo, aprendiendo a recitar de la mano y la voz de mi entrañable amigo Carlos Serra.

La persona encargada de organizar todo es la poeta Ángeles Fernangómez, puro empeño, que se merece de nota un diez y que con arte y buen hacer sutituye a mi admirada Edith Checa, madre y precursora de estos encuentros en Pradosegar (Avila). Así, entre charlas animadas, declamaciones y reuniones para comer, llegó la mañana del domingo.

Tuve que volver a tiempo de comer en el cumpleaños de mi hermano con la familia y me perdí las últimas horas en la Lobera, pero el tiempo pasado allí ha estado, como en las ocasiones en que nos reuníamos en Pradosegar, lleno de camaradería y amistad. Esto se recuerda siempre.



REDIVIVOS.

Han nacido de nuevo las palabras
prendidas del otoño,
son trazos indelebles
-afianzados a lienzos de granito-
que acogen nuestras ansias
de membrillos feraces

son los ojos pinceles,
nuestros rostros novísimas paletas
y otra vez
un contraluz etéreo se ha posado
como se posa el musgo en el norte del hábitat,

y el agua difumina las sombras.

En el cuadro
reparten su semilla los poetas.


***
**

A los compañeros presentes y ausentes, y especialmente a Edith Checa porque de ella arrancó esta aventura de lazos apretados.

***


Luisa Arellano

7 comentarios:

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Sabes que aunque no pude acompañaros físicamente, sí esuve con el corazón.

Estos encuentros son mágicos y esperemos que no desaparezcan nunca, el poema es precioso.

Mil besos
Marian

CaminanteDeNoche dijo...

Qué buenos recuerdos me trae tu narración del Encuentro, y ese poema que me hace sentir y evocar los anteriores encuentros poéticos.

A ver si nos vemos, y abrazamos, al próximo. Besotes

Ángeles FERNANGÓMEZ dijo...

Gracias, mi niña por la nota que me pones. Un beso
Ángeles Fernangómez

Saltin dijo...

imbéciles hipócritas, no os creéis ni la mitad de las mentiras que escupís por la boca, si queréis algo poético revolver en vuestras entrañas, sabed manejaros entre la mierda, y si aun no la habéis encontrado, aquí os dejo esta de muestra

Luisa Arellano dijo...

¡Ay, Saltin, Saltin, qué malas pulgas gastas!

Como habrás leído al dejar tu comentario, aquí lo único que pido es corrección y respeto. Si estas en desacuerdo puedes expresarlo con toda la libertad del mundo, pero no hace falta que insultes para contarnos que tu poesía es lo más de lo más y que estás por encima del resto de los mortales. Una muestra de tu maestría habría sido más efectiva para estos pobres e ineptos hipócritas que hasta ahora lo único que saben de ti a ciencia cierta es que eres un pobre amargado que se decida a insultar escondido en el anonimato.

Yo no pongo en duda que lo que tú haces sea de lo mejorcito, aún sin conocerlo. Como escritor puedes ser enorme, pero como persona tú solo te has descrito... Saltin, Saltin...

Te deseo que seas muy feliz, pero te confieso que tengo mis dudas en que alguna vez lo logres.

CaminanteDeNoche dijo...

Luisa, conociéndote personalmente, no puedo menos que indignarme ante esta gente que entra a insultar bajo el anonimato.
Yo antes no tenía moderación de comentarios, pero me la puse por culpa también de un impresentable irrespetuoso, que nadie les obliga a entrar ni a leernos, y si quiere desahogar su amargura, que se monte un blog y eche su basura allí, por no decir otra cosa más fuerte...

Muy buena respuesta.
Besos

Luisa Arellano dijo...

Pues de momento yo voy a seguir con los comentarios abiertos, Matilde. Quiero creer que todo el mundo sabe comportarse y que se puede estar en desacuerdo con algo y tener los güebos de dar la cara para decirlo de forma razonada y con un mínimo de educación.

Como le digo al "amigo" Saltin, ellos solos de describen. ¡Allá películas!

Gracias por estar ahí.